E-mail marketing

E-mail marketing, ¿sí o no?

El e-mail es una gran herramienta del marketing, al alcance de cualquier empresa u organización, ya que es un servicio muy económico y con un rating superior a otras acciones de marketing digital. Sin embargo, también tiene sus desventajas y por eso nos preguntamos: E-mail Marketing, ¿sí o no?

E-mail marketing

En su sentido más amplio, el término e-mail marketing se utiliza para referirnos a cualquier e-mail que enviamos a un cliente (actual o potencial). En particular, se usa para referirse a tres tipos de usos:

Promociones: e-mail directo: Es el envío de e-mails con promociones a personas que voluntariamente se suscriben y que apuntan a adquirir nuevos clientes o a persuadir a los que ya compraron para que lo hagan nuevamente.

Fidelización/Retención: En lugar de un correo que fue diseñado para alentar al destinatario a que haga determinada acción, se pueden enviar mails de fidelización de clientes. Este tipo de e-mails son los conocidos newsletters. Su objetivo principal (aunque contenga promociones o publicidad) es un impacto a largo plazo en la relación con los clientes.

Publicidad en e-mails enviados por otras personas: Consiste en colocar mensajes publicitarios o de marketing en e-mails enviados por otra gente. Esto se hace mediante una especie de asociación en la cual se le paga a otros para trabajar junto a una empresa.

Al comienzo, el proceso es un poco lento, pero el resultado son más visitas a la landing page que va a capturar a los suscriptores. Lo importante es siempre, para tener resultados efectivos, la calidad de los mensajes. En un escenario óptimo, se puede generar un fenómeno viral en el que los mismos contactos recomienden a otras personas suscribirse a nuestros boletines. El proceso entero requiere paciencia, pero el resultado que se obtiene es un perfeccionamiento de las tasas de conversión.

Su ventaja más importante sobre otros tipos de comunicaciones es que permite segmentar a los usuarios para aplicar estrategias o enviar mensajes concretos a cada uno. Así, establecemos una comunicación simple, barata y muy rápida. Es una opción muy efectiva para quienes saben aprovecharla correctamente.

Hasta ahora todo suena muy bien. Entonces, ¿por qué se plantea esta disyuntiva? Porque además de enviar los e-mails necesitamos que los lean, que respondan y luego medir e interpretar los resultados.

Además, está el tema del “permiso”. En ese permiso se basa el e-mail marketing responsable. Si el que recibe el correo lo interpreta como correo masivo, no deseado, en lugar de e-mail marketing estaremos haciendo spamming. El riesgo del spam es que nos cierren nuestras cuentas de mail, den de baja nuestro sitio, y por supuesto, lo que todo esto significa para nuestra reputación. Si no comprendemos esta cuestión, el e-mail marketing puede ser un camino al desastre.  Una vez que tenemos el permiso (léase suscripciones) es importante tener algo importante para decir siempre que mandemos un correo.

Con todo, en MKE Digital, consideramos que  esta es una opción altamente rentable si consideramos los términos de costo/beneficio y le decimos sí al e-mail marketing.   

Escrito por  MKE Digital

MKE es una empresa joven, competitiva y dinámica especializada en la promoción de sitios web en diferentes buscadores y redes sociales, orientados a una adecuada administración de la reputación online. Utilizamos el máximo potencial de Internet para la comunicación efectiva con el mercado objetivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *